Motivos para estudiar en el extranjero

Viernes, 12 de Junio del 2015

Estudiar en el extranjero

La cantidad de becas que existen, así como los diversos programas de intercambio que tienen lugar en la actualidad, han permitido que cada vez sean más los jóvenes que tienen la oportunidad de formarse en el extranjero. Existen una serie de buenos motivos por los que estudiar en el extranjero es una opción acertada. ¿Sabes cuáles son?

 

1. Mejor capacidad para resolver problemas

Cambiar de país implica, quieras o no, conseguir más independencia. Nuestra familia no estará cerca cuando tengamos problemas, por lo que aprenderemos a solucionarlos por nosotros mismos. La permanente toma de decisiones a la que nos vamos a ver sometidos nos convertirá en personas mucho más maduras y responsables.

 

2. Aprender a adaptarse tanto a lo nuevo como a lo diferente

Un país nuevo supone tanto rodearnos de gente diferente como sumergirnos en una cultura que, por lo generalmente, es totalmente distinta a la nueva. Para disfrutar de esta experiencia es fundamental desarrollar nuestra capacidad de adaptación. Esto, además, tendrá un impacto positivo en nuestro futuro profesional, ya que la adaptabilidad es una de las habilidades más buscadas por las compañías.

 

3. Oportunidad de conocer gente diferente

Conocer gente nueva siempre tiene un gran valor tanto a nivel personal como profesional. Si tu sueño es iniciar una empresa propia o sumarte a alguna compañía, estudiando en el extranjero podrás identificar a futuros socios o compradores. Sin olvidar, además, que conocer a gente diferente siempre es sinónimo de conocimientos nuevos que adquirir.

 

4. Ganar nuevas herramientas para movernos en el mundo globalizado

Hechos cotidianos como la forma de actuar, de hablar, de pensar, de trabajar o incluso de comer de una cultura diferente nos dará mejores herramientas para movernos en un mundo tan globalizado como el actual. Cambiar de país también nos aportará una serie de nuevas habilidades para tratar con personas provenientes de diferentes partes del mundo.

 

5. Dominar a la perfección el idioma del país

El dominio de idiomas es una de las competencias más valoradas por el mundo empresarial. Iniciar una nueva etapa de nuestra vida en un país cuyo idioma no es el nuestro nos hará aprender o perfeccionar nuestro conocimiento de este segundo idioma. Esto, además, es un punto a nuestro favor a la hora de enfrentarnos a una entrevista de trabajo.

 

6. Aprender a ver el mundo desde una nueva perspectiva

Residir un tiempo en el extranjero cambiará nuestra forma de pensar y muchos conceptos y creencias con las que previamente íbamos. Quienes han vivido en el extranjero aseguran que, tras esto, ven el mundo desde una nueva perspectiva. Esta experiencia no solo es de gran importancia para la vida profesional, también no es ayuda a crecer como personas.

Volver